viernes, 29 de marzo de 2013

Buscando la esencia del Buergeranium. May Martínez

Hoy voy a contaros la historia de un arce buergeriano que lleva conmigo ya casi 5 añitos y que ha sufrido una transformación bastante radical este último año, ya que tras varios intentos de encontrar el estilo apropiado para él, no daba con la tecla. Por eso he titulado la entrada: "Buscando la esencia", lo entenderéis en breve.
Está enraizado en roca y estaba así cuando lo adquirí en mayo de 2008:


El primer año me dediqué tan solo a cuidar de él y dejar que se aclimatase.  Era mi primer arce y necesitaba aprender los cuidados de esta especie. No tenía muy claro de si en Córdoba iría bien, pues los palmatums desde luego no funcionan demasiado bien aquí. 
Suerte que esta especie no es tan exigente con el riego y las altas temperaturas, pues después de un año, el vigor había aumentado considerablemente y la siguiente primavera brotaba así:



Hora de pasarlo a una maceta mayor, lo trasplanté al año siguiente pues la maceta se le iba quedando pequeña y necesitaba que tuviese espacio para que brotara con fuerza, pero no lo trabajé, de momento me dediqué sólo a mejorar su cultivo, tan solo quité algunas ramas que salían perpendiculares y sobraban. 




Después de unos meses, debido a una de esas ciclogénesis espontánea (jeje vaya nombrajo) el pobre arce sufrió una caída accidental y se rompió la maceta y entonces aproveché para cambiarla, en un trasplante de urgencia en pleno mes de diciembre,  a otra maceta que me había regalado mi amigo, Anza. 



Y aquí ha estado todo el tiempo tranquilito, hasta que en un curso con Nacho Salar, nos decidimos a darle otro aire pues no dejaba de ser una bolita insulsa que no transmitía absolutamente nada, muy mona pero muy sosa. Pues cambio radical.....y trasplante en enero de 2012.


Optamos por un estilo inclinado, para lo que tuvimos que suprimir una de las raíces que abrazaban la piedra, (la que veis en la foto anterior a ésta y que sale al frente) entre otras cosas porque se la estaba comiendo prácticamente. Así dejábamos ver esa piedra que queda bastante bien.

Resultado de la brotación primaveral en 2012, ummm me gusta mucho!!!



Como veis. el árbol ha mejorado mucho y ha dejado de ser una escobita insulsa, para adquirir un carácter propio que lo hace diferente y único.

El otoño nos regalaba esta imagen cromática que tanto anhelamos en los arces. Así fue a la exposición de otoño de la ACB en noviembre de 2012. No estaba otoñado completamente, pero es que aquí eso ocurre ya casi a mediados de diciembre.



Diciembre de 2012: nuevo retoque para seguir redefiniendo ramificación secundaria y terciaria.



Y por último, tal y como está ahora, en marzo de 2013. Ya ha brotado y ha sido pinzado para evitar alargamientos de entrenudos.


Bueno, hasta aquí lo que podemos contar de este pequeño arce que cada día me gusta más. Espero que os haya gustado su transformación. Vuestras sugerencias para mejorarlo, serán bien recibidas.

Un abrazo

May Martínez

domingo, 2 de diciembre de 2012

Mi primer olivo. Rosa Moreno.


Hoy he estado dándole vueltas a ver que ponía en mi siguiente entrada y para inspirarme  he salido a mi terraza a echar un vistazo a mis "ratoncillos"......... y realmente me he dado cuenta que en los años que llevo con ésta afición no he conseguido grandes árboles ni grandes trabajos,  partiendo de la base de que no he invertido mucho, ni en material, ni en adquirir conocimientos,  ya que en los tiempos en los que estamos mis prioridades son otras. 
Pero de lo que sí me he dado cuenta es que está llena de "pequeños y grandes detalles" de la gran cantidad de gente y amistades que he ido cosechando en éstos años y para mí ESE si que es un gran logro. 
 Y esta entrada se la voy ha dedicar a uno de ellos, un olivo que lleva conmigo unos cuantos años, y que viene de Jaén de la cosecha de Jesús (Ruy) y con el que he podido practicar mucho, entre ellos, los trabajos en la madera. 
No tengo fotos de cuando llegó pero al poco tiempo y con pocos cuidados se puso así. 








Lo primero que hice cuando llego la calor fue hacerle un trasplante y ver que tenía debajo ya que según me dijo Jesus  tenía una gran patata debajo de la tierra a la que tendría que pegar un buen corte para que en un futuro entrara en una maceta algo más pequeña. 





Fui muy miedosa a la hora de cortar porque era uno de mis primeros trasplantes, si éste me pilla ahora y siendo un olivo .........templaría al verme jejeje. No tengo fotos de cómo lo dejé pero le quité mucho para lo que traía pero menos de lo que debía por lo que me tocará volver a empezar. Son cosas que vas aprendiendo con los años y es que más vale cortar y empezar desde cero para no perder años.


Al tiempo brotó como un loco 



Lo siguiente que le hice fue meterle mano a la madera, puse en práctica todo lo que he ido observando en otros trabajos de distintos blog y foros a los que debo de agradecer los pocos conocimientos que he adquirido. 





Un poco de pasta para sellar el corte y................ "el resultado" de unas tardes entretenidas. 











Este invierno volveré a darle un buen repaso a la madera, trabajaré los jin y el shari y 
cuando llegue el buen tiempo volveré a trasplantarlo cortando y destapando un poco más la base, cortaré  toda la ramificación que sobra he intentaré guiarlo desde el principio dando más movimiento a la ramificación...............
Vamos que empezaré de nuevo, pero con menos miedo y unos pocos más de conocimientos, pero como dicen por ahí ésa sera otra historia que en su día volveré a compartir con vosotros. 




jueves, 1 de noviembre de 2012

Degradado a Shohin. Trabajo en madera. May Martínez


Hay que atreverse con todo ¿ no es cierto?
Pues eso es precisamente lo que he hecho yo, atreverme a trabajar la madera de un arbolito bastante querido para mí, aunque sin más valor que el sentimental.

La historia de este árbol ya la he contado con anterioridad, por lo tanto y para no repetirme, la voy a obviar, aunque si alguien estuviese interesado en ver su evolución, os dejo el enlace:

http://lostrabajosdeunanovata.blogspot.com.es/2011/06/degradado-shohin-trabajo-sobre-un-olivo.html

Este es el árbol en cuestión,  tal y cómo estaba antes del trabajo:



Después de irle dando forma, llegaba el momento de trabajar la madera. Tenía una zona muerta, por lo que primero, había que diferenciar la vena viva de la muerta. Con un bisturí y una gubia, fui levantando poco a poco hasta diferenciar las dos zonas, así como rebajando un tocón superior que tenía.




La zona muerta también se extendía por atrás, con lo que tuve que seguir hacia la parte posterior del tronco.



Vista anterior:


Vista posterior:


Cubrí con pasta selladora y tuve que volver a alambrar pues tuve que cortar los alambras que había puesto para poder seguir con la madera. 


Tenéis que perdonar la calidad de las fotos pero están hechas con el móvil.
El año que viene le voy a cambiar la maceta por otra rectangular u ovalada, que parece que lo está pidiendo.
Eso es todo de momento, seguiré poniendo los progresos del olivito.


Besitos
May Martínez

martes, 25 de septiembre de 2012

Lagerstroemia indica. Arbol de Jupiter

Hola amigos.
       Ya de vuelta un torrido verano y con la esperanza de haber salvado los arbolillos de la "quema", empiezo con esta bonita especie.
        Lagerstroemia indica o Arbol de Jupiter, es nativa de China, aunque tambien es muy frecuente encontrarla en India, Japon y muchos otros paises asiaticos.
        Lleva conmigo cuatro años. Regalo de un buen amigo y compañero de trabajo (desde aqui gracias Manolo).
        Un pequeño esqueje de apenas 5 centimetros que se ha convertido en una bonita planta.
        Tiene algunas peculiaridades que hace complicado su cultivo para bonsái. Pero he aceptado el reto y creo que no va muy mal del todo.
        Pasados tres años de cultivo la planta se encontraba así.


         Fué el primer año de floración....................y ésta es una de las peculiaridades de las que hablaba. Florece sobre madera vieja, lo que quiere decir ramas nacidas el año anterior, por lo que el año que se poda no hay flores...........y me encanta su floración, aunque esta se desarrolla el el ápice de la rama. Otro problema añadido si queremos tener un bonsái.
         Tambien es propensa al Oidio, hongo que mantengo a raya con cola de caballo.


 
                                      Otra de sus peculiaridades y atractivo es su colorido otoñal.
    
          La transplanté en la primavera de 2011, sé que no he sido muy ortodoxa pero está cultivada en sustrato normal, no en Akadama. La saqué de la maceta en la que estaba y tal cual, sin tocar raices, la metí en un tiesto mayor.
         Este pasado invierno decidí empezar a darle forma, no se si estoy acertada en ello, pero creo que la mejor  manera de hacerlo es la poda. Aunque esta especie no la tolera muy bien, por lo que intenté ser prudente. Y este fué el resultado.


         
             Así está a dia de hoy.  Este verano solo me ha dado dos flores y como siempre en las ramas más largas, pero despues del corte que le dí muchas son.




        He leido que algunos maestros solo modelan con la tijera............ en ello estoy.
        Ahora a esperar su bonito color otoñal y a disfrutarlo.
        Deseo que os guste y feliz otoño para tod@s.
        Marisol





     

domingo, 29 de julio de 2012

Mini bosque de granados en laja. Rosa Moreno.

En ésta entrada os voy a poner mi primer intento de bosque en laja, el que me conoce sabe que me encantan todos, absolutamente todos, soy una enamorada de los bosques y los paisajes. 
Sólo tenía una leve idea de cómo empezar por otros trabajos que he ido viendo por foros y blog, y la verdad es que me parecía muy fácil, solo tenía un problema, ¡¡el de siempre!! sujetar los arbolillos en la posición que yo quería, ¡¡casi ná!! jejeje. 

En éste caso mis ratoncillos son unos granaillos que tenía por el patio, algunos eran de semilla que nacieron por sí solos en mi jardineras gracias a algún pajarito y que después pasé a maceta para cultivarlos mejor y otros de ésos de 2€ , unos cuantos palitroquitos pero para mi primer experimento  no iba ha sacrificar algo más decente. 

   
La laja no es muy grande por lo que no le hice ningún agujero de drenaje cosa que después me arrepentí ya que no tenía forma de sujetar bien los arbolitos.




Así que me apañé unas mallas a las que le puse unos alambres para poder atarlos. 



El primer inquilino no estaba mal de raíces, había estado en un sustrato de turba y poco más un año más o menos. Había pensado hacer un grupo de cuatro y al lado éste más gordito. 

Recorte y limpieza de raíces......



Un buen corte en la base para ir creando un buen nevari y porque la profundidad del sustrato será poca.



Mi sorpresa fue cuando saqué el grupo de cuatro que tenia plantados en la misma maceta, se habían unido por la base así que los deje todos juntos para facilitarme el trabajo de sujeción en la laja.  


No tengo fotos de como los fui atando ya que es una fase en la que me faltan manos y lo pongo todo pringando así que ni se me pasa por la cabeza coger la cámara pero en ésta podéis ver como una vez sujetos a la malla ésta la ato a la laja con unos alambres que después quedarán disimulados con el sustrato. 



Una vista de la base.



Y una vista del conjunto.....



En éste proyecto he aprendido muchas cosas y la primera es que la cosa cambia cuando los árboles están en una laja, sobre todo en el tema del riego. Al poco tiempo vi cómo empezaban a sufrir las ramitas de granado ya no sólo por el trasplante y su correspondiente corte de raíces, también por el cambio de sustrato y humedad ya que tenía que regar tres o cuatro veces al día cosa imposible e incompatible con mi ritmo de vida así que me tuve que apañar un plato de plástico y rellenar con volcánica y akadama para que por lo menos aguantara los 38º o 40º que hace en Granada con uno o dos riegos al día hasta que tuvieran mejores raíces. 


Después de un año el proyecto está así, en éste tiempo sólo me he limitado al cultivo ya que es la primera parte que se debe dominar jejejeje y aún no le pillo el punto.......


ya que en verano el musgo siempre se me pone marrón, debo ser más constante en las pulverizaciones pero como dije antes........... eso tendrá que ser cuando me jubile jejeje. 


Como siempre digo aun le queda muchísimo camino por recorre a él y a mí, espero que os guste cómo va quedando y si tenéis algún consejito no dudéis en decírmelo voy tomando nota siempre de todo para futuros trabajos no sólo en éstos proyectos sino en los venideros.